Prueba del BMW Serie 3 Touring

La nueva generación del BMW Serie 3 ya dispone de su versión familiar Touring, y te contamos cómo es.

Todas las generaciones del BMW Serie 3, a excepción de la primera, han contado con una variante Touring en su gama. El primero nació en 1987 y, desde entonces, el Serie 3 Touring, de cuya nueva generación ya te desvelábamos algunos detalles aquí, ha desempeñado un papel importante en la historia de este modelo. De hecho, aunque no en España, en otros países de Europa, como Alemania o Italia, llega a igualar o incluso a superar en ventas al Serie 3 berlina.

El nuevo BMW Serie 3 Touring comparte con su versión berlina su chasis y mecánicas, incluso respetando el equitativo reparto de pesos establecido en 50% para cada eje. Y no sólo eso: el Touring también comparte con la berlina todo lo relativo a acabados y equipamiento estético, técnico y tecnológico. Por tanto, todas las sensaciones de conducción del Serie 3 berlina, que pudiste leer aquí, son válidas para el Touring.

Respecto al antiguo Serie 3 Touring, el nuevo modelo es casi 8 cm más largo y se beneficia de una batalla 41 mm mayor, lo cual repercute en un mejor espacio para las piernas de los ocupantes traseros. El maletero, por su parte, crece poco (tan sólo de 495 a 500 litros), pero respecto a la berlina aporta 20 litros más, además de algunas soluciones inteligentes, como el portón de accionamiento eléctrico (de serie), la luneta trasera de apertura independiente (de serie) o un sistema de raíles antideslizantes que se elevan unos milímetros al cerrar el portón para que los objetos allí depositados no se desplacen durante la marcha (opcional).

Además, bajo el piso del maletero cuenta con un pequeño compartimento extra para almacenar objetos no muy grandes. Asímismo, el borde de carga del maletero se sitúa bastante bajo, lo cual facilita la introducción y extracción de cualquier carga voluminosa.

El nuevo Serie 3 Touring ya está disponible en los concesionarios de BMW, aunque de momento no con toda su gama mecánica. De inicio, un gasolina y dos diésel completan la oferta, la cual se irá engrosando antes de que acabe 2019, incluyendo hasta la versión híbrida enchufable 330e de 374 CV, que estará disponible para la carrocería Touring (no lo estaba en el antiguo Touring).

Por lo pronto, el Serie 3 Touring puede asociarse a su versión 320d de 190 CV, 330d de 265 CV y 330i de 258 CV, todos ellos con cambio automático de ocho velocidades y tracción total xDrive opcional. Respecto a su precio, el incremento respecto a la berlina varía según versiones, pero se cifra en torno a los 2.000 euros. Con todo, el Serie 3 Touring ya está listo para continuar siendo un duro rival para los Mercedes Clase C Estate, Audi A4 Avant o Volvo V60.



Fuente: https://www.autofacil.es/bmw/serie-3/2019/07/29/prueba-bmw-serie-3-touring/51582.html

¿Te sirvió la información?

Deja un comentario