El prximo Aston Martin de James Bond ser elctrico

James Bond conducirá el Aston Martin Rapide E en su próxima película. Se trata del primer vehículo puramente eléctrico de la marca británica, el cual desarrolla 610 CV de potencia, junto a una autonomía superior a los 320 km.

La presencia de algún modelo Aston Martin es todo un clásico en la saga de películas de James Bond. Hasta ahora, todos los modelos que habían salido estaban impulsados por motores de combustión. Y es que el cambio mentalidad, hacia una industria de la automoción cero emisiones, también se ha dejado notar en el próximo film del Agente 007 -que llegará a la gran pantalla durante el primer semestre de 2020-. Daniel Craig se pondrá al volante del Aston Martin Rapide E, el primer modelo 100% eléctrico de la marca.

Aston Martin ha confiado parte del desarrollo del Rapide E a Williams Advance Engeenering (WAE), una empresa especialista en tecnología para el vehículo eléctrico. Basado en la plataforma del Rapide S, el Rapide E tendrá unas líneas similares a su homólogo con motor de combustión. El objetivo para el Rapide E es reducir la pérdida de resistencia aerodinámica. Para ello, se ha optimizado toda la carrocería, así como la parte inferior del vehículo.

Dinámica de conducción superior a la de su homólogo de combustión

El comportamiento del Rapide E ha sido otro de los objetivos prioritarios para Aston Martin, quien quiere mejorar las sensaciones y dinámica de conducción vistas en el Rapide S. Para ello, Aston Martin y WAE han puesto especial atención al desarrollo, la puesta a punto del chasis, así como una revisión de las suspensiones. El conjunto se completa con unos neumáticos Pirelli P-Zero.

Dos motores eléctricos: 610 CV de potencia

En el plano mecánico, el Rapide E contará con dos motores eléctricos en el tren trasero con una potencia conjunta de 610 CV y un par máximo de 950 Nm. Con estas prestaciones, el Rapide E puede acelerar de 0 a 100 km/h en menos de 4 segundos y alcanza los 250 km/h de velocidad máxima.

Un sistema de baterías de ión-litio de 800 voltios con una capacidad de 65 kWh abastecerá al propulsor, el cual tiene una autonomía que supera los 320 km. La recarga es realmente rápida: hasta 297 km de autonomía por hora en un cargador de 50 kW -como es el caso de los cargadores rápidos que encontramos en España-. El Rapide E acepta recargas en enchufes de hasta 100 kW de potencia, lo que permitiría cargar el sistema en menos de una hora. El Rapide E será bastante exclusivo, ya que solo se van a producir 155 unidades. Las primeras entregas están previstas para finales de este mismo año.

 



Fuente: https://www.autofacil.es/aston-martin/rapide/2019/03/26/aston-martin-rapide-e-estara/49341.html

¿Te sirvió la información?

Deja un comentario