Cómo cargar la batería del coche con la ayuda de pinzas

Cargar la batería del coche es algo que todos los conductores deben aprender. La batería del coche es uno de los muchos elementos clave del automóvil que nos puede dejar tirados en la carretera. Afortunadamente, es un problema que puede solventarse con un simple cambio de la batería, aunque en muchas ocasiones necesitaremos antes poner en marcha el automóvil. De eso trata este post.

 

cargar la batería del coche

 

Puede ocurrir que un día cualquiera vayas a arrancar tu coche y éste no se ponga en marcha. Unas luces encendidas toda la noche, dejar la radio puesta sin darnos cuenta o una larga temporada sin encender el motor suelen ser los motivos más habituales de la descarga de la batería.

Sea como fuere, lo cierto es que quedarse parado es un fastidio. Y puede que ese día tengas prisa y no puedas esperar hasta que el mecánico o la grúa de tu Seguro lleguen a socorrerte.

 

Calcula el precio del Seguro de Coches

 

Para ello debes saber cómo cargar la batería del coche por tus propios medios. A continuación, te damos una serie de consejos para que aprendas a cargar la batería de tu coche.

 

Arrancar la batería del coche: pasos a seguir

En la mayoría de casos, cuando una batería no funciona es porque se ha descargado. Si la batería no está dañada, es fácil recargarla con nuestros propios medios. Incluso, si tenemos suerte, puede que consigamos arrancar el coche sin necesidad de las pinzas. Veamos cómo hacerlo.

 

Paso 1: Empujar el coche para arrancar el vehículo

Cerciórate de si tu coche aún conserva algo de energía. Puede que no sea suficiente para arrancar, pero que accione los seguros de la puerta o haga lucir los chivatos del coche.

Si es así, pide ayuda para empujar el vehículo y aprovecha la inercia para accionar la llave de contacto e intentar ponerlo en marcha. Lo más probable es que arranque.

 

Arrancar el coche - poner en marcha el motor

 

Una vez hayas conseguido poner en marcha el motor, no apagues el coche. Sólo tendrás que circular con él unos 30 minutos para que la batería de tu coche se recargue completamente.

Si no arranca, otra opción es utilizar la energía de otro coche mediante el uso de unas pinzas.

 

Paso 2: Las pinzas de la batería

Poner las pinzas es la manera clásica de aportar a una batería la energía de otro vehículo para arrancar. Para ello, evidentemente, necesitaremos unas pinzas que nos faciliten el contacto, por lo que no es mala idea tener siempre unas en el coche.

Un consejo: a la hora de elegir unas pinzas para la batería no escatimes en la longitud de los cables. Piensa que cada coche tiene las baterías ubicadas en diferentes lugares del frontal del vehículo y que no siempre podemos aparcar los coches como nos gustaría para hacer la maniobra.

En definitiva, puede que necesitemos varios metros de cable para poder hacer el contacto con seguridad.

 

Paso 3: Coloca el coche con la batería cargada

Otro paso importante en esto de recargar la batería es colocar el coche que va a alimentar nuestro motor de manera que sea más fácil acceder a las baterías de ambos y sin que queden en contacto.

Normalmente no elegimos el momento ni el lugar donde se quedará parado el coche y podemos encontrarnos todo tipo de circunstancias más o menos cómodas para intentar arrancar el coche, en un parking, en la carretera o en la ciudad, aparcados en batería o en cordón.

En cualquier caso, hay que aparcar el coche cargado con la batería lo más cerca posible de la nuestra. Y -muy importante- apagar el motor para conectar las baterías con pinzas.

 

Paso 4: conectar las pinzas de la batería

Llega el momento de conectar las pinzas de la batería. Veremos que hay dos conexiones, de colores negro y rojo.

Coloca los cables rojos de las pinzas en los bornes positivos de cada batería de coche. ¡Ojo! Comprueba que ambos coches estén apagados.

 

 

A continuación, conecta en el borne negativo de la batería de coche que esté cargada la pinza con cable negro. Fija la otra pinza con cable negro en el polo negativo de la batería descargada. Sitúala en el bastidor para evitar que salte cualquier chispa indeseada.

 

Paso 5: Arrancar los coches

Después, pon en marcha el automóvil cuya batería está cargada y acelera ligeramente. Déjalo arrancado unos minutos para que el acumulador se llene de energía.

Luego acciona la llave del coche que vamos a recargar y, si la batería no está dañada, comprobarás que el motor se pone en marcha sin problemas. Una vez hecho eso, hay que poner el motor al ralentí y empezar a quitar las pinzas de la batería.

 

Paso 6: Retirar las pinzas del coche

Al retirar las pinzas del coche, asegúrate de hacerlo al revés de cómo las pusiste, es decir, primero desconectaremos los cables negros y luego los rojos.

Ten en cuenta que tras esto, tu coche debe permanecer encendido unos 30 minutos para que la batería de tu coche se recargue. Se recomienda circular durante una media hora para que el alternador haga su trabajo y nuestras baterías vuelvan a tener energía.

Como ves, el proceso es bastante sencillo. Aunque si te ha quedado alguna duda, te proponemos este vídeo donde explican en un par de minutos y con toda claridad, cómo recargar la bateria del coche con ayuda de las pinzas:

De esta forma, podras volver a circular sin problemas, aunque es aconsejable que visites tu taller de confianza para que revisen el estado de las baterías del coche. Puede que se acerque el momento de cambiarlas…

 

La batería no recarga: Posibles fallos

Si, por el contrario, aún siguiendo estos pasos tu vehículo continúa sin arrancar, puede deberse a que colocaste alguna pinza de forma incorrecta y no está haciendo contacto. Revísalas y repite el proceso. 

Otra opción es que la batería de tu coche esté totalmente agotada o dañada. Llegado ese punto, deberás cambiarla por una nueva y no tendrás otro remedio que llamar a la grúa de tu Seguro de Coche.

 

Carga la batería de tu coche de forma segura

Hemos visto que cargar la batería de un automóvil no es difícil, pero no por ello hay que descuidarse. Es importante mantener la precaución cuando realizamos este tipo de maniobras ya que podemos tener un accidente. Estas medidas de seguridad te servirán para evitar cualquier problema:

 

Evita el líquido de baterías

Ten muy en cuenta que el líquido que llevan las baterías de coche es peligroso. Se trata de un elemento corrosivo, que en ningún caso debe tocar tu piel ni cualquier pieza de tu automóvil. Por lo que debes proceder siempre con precaución.

 

Cuidado con las pinzas

También es importante que vigiles dónde tocan las pinzas mientras se está realizando el proceso de recarga. Maneja los cables con cuidado y procura que al retirarlas no se toquen entre sí, ni rocen cualquier otro elemento del vehículo.

 

Motores apagados y freno de mano echado

Es importante para la seguridad que mientras se colocan las pinzas en los bornes correspondientes los vehiculos se mantengan con el motor apagado.

Además, al realizar todo este proceso no olvider echar el freno de mano en tu coche para evitar que se mueva.

 

Si la batería falla, cuenta con tu Seguro de Coche

Llamar al seguro de coche por descarga de la batería

 

Aunque ya sabes cómo cargar la batería de tu coche, ten en cuenta que siempre te queda el recurso de llamar a tu aseguradora. Un fallo de la batería puede fastidiarnos unas vacaciones o retrasar un viaje importante, pero afortunadamente tiene arreglo.

La cobertura de Asistencia en Carretera puede cubrir sin problemas la recarga de la batería y, si fuera necesario, el traslado del vehículo al taller más cercano. En este sentido, podemos ayudarte a contratar un Seguro de Coche barato que te ofrezca el mejor servicio de asistencia en carretera, con sólo pedirnos presupuesto.

Si no es posible cargar la batería del coche, tu Seguro puede sacarte del apuro en unos minutos.





Fuente:

¿Te sirvió la información?

Deja un comentario